Jornada Mundial de la Juventud Brasil 2013

Jornada Mundial de la Juventud Brasil 2013 300x212 noticias turismo religioso

La Jornada Mundial de la Juventud que se realizará en Brasi será un año antes de lo previsto, el 2013 en vez del 2014 (la JMJ, convocada por el Vaticano, se realiza cada tres años), para evitar que coincida con el Mundial de Fútbol que se disputará en Brasil el 2014.

A continuación le presentamos los programas vigentes para viajar a tan importante evento:

    Informacion adicional sobre esta jornada

    Información sobre Jornada Mundial de la Juventud 2013

    La Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) es un evento organizado por la Iglesia Católica para reunir a los jóvenes católicos de todo el mundo.

    La Jornada Mundial de la Juventud se realiza anualmente en cada diócesis del mundo el día de Domingo de Ramos, con una ceremonia principal en el Vaticano. Sin embargo, cada dos o tres años, se realiza un gran encuentro internacional realizado en una ciudad sede. Esta ceremonia es presidida por el Papa. Este último encuentro, de varios días de duración, es el que se asocia habitualmente con el nombre de Jornada Mundial de la Juventud.

    Este concepto nació en 1984 durante el papado del Beato Juan Pablo II para incentivar la participación juvenil en la Iglesia y ha tenido gran éxito. En 1995, cuando el evento fue realizado en Manila (Filipinas), asistieron más de 5 millones de personas

    Origenes de la Jornada Mundial de la Juventud 2013

    Durante el Jubileo de 1983-1984, llamado Año Santo de la Redención en recuerdo de la muerte de Jesucristo 1.950 años atrás, entre las distintas celebraciones dedicadas a la juventud, la más importante tuvo lugar en la vigilia del Domingo de Ramos en Roma. Más de 300.000 jóvenes procedentes de todas las partes del mundo (y albergados por cerca de 6.000 familias romanas) participaron en el Jubileo internacional de la juventud.[cita requerida] Además de muchos obispos estaban también presentes el Hermano Roger y la Madre Teresa de Calcuta. El papa Juan Pablo II obsequió a los jóvenes con una cruz de madera que simbolizaba “el amor del Señor Jesús por la Humanidad y como anuncio de que sólo en Cristo, muerto y resucitado, esta la salvación y la redención”.

    1985 fue proclamado por la ONU Año Internacional de la Juventud. La Iglesia organizó un nuevo encuentro internacional el Domingo de Ramos, el 31 de marzo, con otros 350.000 jóvenes que se reunieron en la Plaza de San Pedro2 . Tras este evento el Papa instituyó la Jornada Mundial de la Juventud, con cadencia anual.

    El Domingo de Ramos de 1986 tuvo lugar en Roma la primera Jornada Mundial de la Juventud, la primera de una serie que contribuyó a atribuir al papa el apodo de “El Papa de los jóvenes”. En aquella ocasión Karol Wojtyła se reveló a los jóvenes de todo el mundo con la carta Siempre prestos a testimoniar la esperanza que está en vosotros, dando su apoyo a sus amigos para el año siguiente. Lugar del encuentro: Buenos Aires. Actualmente la Jornada Mundial de la Juventud viene celebrándose cada año, el Domingo de Ramos, en todas las diócesis. Cada dos o tres años este acontecimiento asume el formato de una reunión internacional, y jóvenes de todo el mundo se reúnen en la ciudad indicada junto al Papa para compartir su fe con la de los demás y meditar sobre el mensaje que el Papa elige para cada ocasión. El organismo encargado de la organización y de la coordinación de las Jornadas Mundiales es el Consejo Pontificio para los Laicos, cuya sección joven fue instituida en el 1985.

    Iconos de la Jornada Mundial de la Juventud 2013

    La Cruz de la Jornada Mundial de la Juventud o Cruz de los Jóvenes es una cruz de madera de 3,8 m de altura entregada a los jóvenes por Juan Pablo II en la jornada de 1984 en Roma. El Papa encomendó a los jóvenes la tarea de llevarla por el mundo “como símbolo del amor de Jesús a la humanidad”.5 En 2003 Juan Pablo II hizo entrega también de una imagen de la Virgen María para acompañar a la cruz en su “peregrinación”. Además de estar presentes en grandes encuentros, los dos símbolos realizan un recorrido visitando las diócesis católicas como preparación de estos eventos. En Australia comenzaron en julio de 2007 un itinerario por todo el país con relevos al estilo de la antorcha olímpica.