Conventos en Roma

Este debate contiene 0 respuestas, tiene 1 mensaje y lo actualizó  Marina Vidal hace 3 años, 4 meses.

  • Autor
    Publicar
  • #14621 Respuesta

    Marina Vidal

    Estas residencias se encuadran dentro de una categoría legal denominada Case per Ferie (literalmente, “casas para días festivos”) que gozan de ciertas ventajas fiscales. Entre las Casas per Ferie, sin embargo, se encuentran realidades muy diversas entre sí, que podríamos clasificar en dos grandes grupos:

    Verdaderos conventos
    Residencias con proyección externa

    1. Verdaderos conventos

    Se trata de auténticos conventos (no de clausura, lógicamente) donde viven las mismas religiosas que atienden la residencia. Las características habituales de este tipo de estructuras son:

    Decoración austera, casi espartana, con algunos elementos o motivos religiosos.
    Todo en buen uso, bien cuidado y muy limpio en general.
    Baño espacioso y en buen estado.
    Trato cercano y cordial, por lo general.
    Silencio y tranquilidad.
    Poca tecnología: el pago se hace casi siempre en metálico, y es normal que no haya TV en las habitaciones.
    El precio incluye el desayuno; algunas ofrecen opción de media pensión (cenas) o pensión completa.
    Importante: bastantes residencias tienen horarios de cierre nocturno (a las 23:00 generalmente); otras permiten entrar a cualquier hora.
    Precios
    Por lo general, ofrecen precios ajustados, con pocas oscilaciones por temporada. En temporada media-alta son muy buena opción, pero en temporada baja encontrarás mejores ofertas en otros lugares.

    Cómo encontrarlos
    Los conventos de este tipo no tienen apenas proyección comercial: no suelen disponer de página web ni aparecen en los motores de reservas, por lo que son difíciles de localizar. En nuestra sección de conventos encontraréis un sencillo elenco, y una relación de conventos de monjas de habla hispana.

    Subir
    2. Residencias con proyección externa

    No son propiamente “conventos”. Son residencias gestionadas íntegramente por personal contratado, de modo que la institución religiosa que la regenta apenas tiene presencia visible. Funciona a todos los efectos como un hotel. La única diferencia es el factor religioso, que se deja sentir en la decoración y en el tipo de huéspedes que podemos encontrar.

    Dentro de este apartado se engloban, a su vez, realidades muy distintas entre sí:

    En algunas, el elemento religioso está tan diluido que muchos ni siquiera lo notan: son hoteles normales a todos los efectos.
    Otras son pequeños hoteles con precios básicos, alguna imagen religiosa en el jardín y un crucifijo en la habitación. Por lo demás, como un pequeño hotel.
    También hay residencias con encanto, ubicadas en edificios con historia secular o milenaria y con un alto nivel de servicio, equivalente a un hotel de 3 ó 4 estrellas, y precios altos.
    Este tipo de residencias suele contar con su propia página web y algunas de ellas están incluidas en distintos motores de reservas. En nuestra relación de conventos encontrarás varias referencias.

    Fuente: audioguiaroma

Respuesta a: Conventos en Roma
Tu información: